Agradecemos al Señor, el don de la comunidad, que se ha fortalecido ante esta situación, a través de la oración y la fraternidad.

El Movimiento Hijos de Hogares Nuevos, México, a pesar de la imposibilidad de juntarse presencialmente con sus comunidades, no bajaron los brazos, y están aprovechan al máximo las plataformas virtuales.

Esto se pudo lograr con la organización de cada equipo diocesano, apoyado por la Comisión Nacional, y el compromiso de los matrimonios y jóvenes animadores, para llevar a cabo la Junta de cada comunidad, y así, desarrollar y compartir la cartilla.

La Diócesis de Puebla, sigue realizando su Junta de coordinadores de comunidad, el primer sábado de cada mes, haciendo hincapié en el acompañamiento, orientación, seguimiento y formación de los mismos.

Y el cuarto lunes de cada mes hay una junta con animadores, con igual fin.

La comunidad de Universitarios de Puebla, se reúne los sábados cada quince días. Se van fortaleciendo en un camino de espiritualidad y formación. Entre sus actividades se puede destacar el mes de las vocaciones (junio), celebrado con charlas alusivas y la participación de comunidades de universitarios de otras diócesis y países. También, buscando crecer en la oración comunitaria, asisten a una Hora Santa, ofrecida por los que sufren a causa de la pandemia y rezaron el Santo Rosario, para el día de la madre, agradeciendo la vida de entrega de ellas.

La comunidad de Universitarios de Orizaba, se une en sus juntas universitarias de formación espiritual y comparten la cartilla del Vivir.

Fuente: Hna. María Florencia Rossi, Misionera de la Familia

 



Material de descarga





Compartir: