En la misa de Santa Marta de hoy 27 de marzo dirigió su oración por el miedo de los ancianos solos, los trabajadores sin trabajo fijo que no. tienen cómo alimentar a sus hijos, los que desempeñan una función social y pueden ser afectados por el coronavirus.

También el miedo de cada uno de nosotros, cada uno sabe cual es su miedo.

En estos días de tanto sufrimiento hay tanto miedo, expresó el Papa.

Roguemos al Señor que nos ayude a tener confianza, tolerar y vencer los miedos.

Fuente: vaticannews



Material de descarga





Compartir: