Desde el lunes 14 al viernes 18 de octubre nuestro fundador Padre Ricardo Facci, realizó una visita a la Comunidad “Sagrada Familia de Nazaret” en Paraguay.
“Ustedes han recibido gratuitamente, den también gratuitamente” (Mt 10,8)

Han pasado 3 años desde aquel 9 de octubre de 2016 donde se inauguró nuestra Comunidad de Misioneras de la Familia en Paraguay, dando así posibilidad a un mayor acompañamiento a los matrimonios e hijos de Hogares Nuevos y brindando una ayuda pastoral a la Parroquia San Blas, perteneciente a la diócesis de Carapeguá. Por tal motivo nuestro Fundador Padre Ricardo Facci, nos regaló su presencia durante 5 días en los cuales compartimos distintas actividades.

El martes 15 por la mañana tuvo lugar una reunión entre el Padre Ricardo Facci y el Padre Alberto Zaracho, Vicario Regional de la Congregación “Sagrado Corazón de Jesús de Betharram” quienes desde un principio apoyaron nuestra misión, y trabajamos en equipo llevando la Buena Noticia y los sacramentos a la Parroquia San Blas.

La Celebración Eucarística de Acción de Gracias fue en la misma Parroquia el miércoles 16.

Vivimos una verdadera fiesta, llena de emociones y alegría.

Nos acompañaron los matrimonios e hijos de nuestro movimiento de arquidiócesis de Asunción, diócesis de San Lorenzo, Caacupé, Carapeguá y Villarrica, como así también los Padres Tobia Sosio de Sagrado Corazón de Jesús y Asesor de nuestro movimiento y Padre Mario Sosa de Sagrado Corazón de Jesús y nuestro Cura Párroco, quien a la vez manifestó su alegría por el trabajo en conjunto y aseguró que pedía a Dios llegar a los 80 años de vida; pero que al encontrarse con nosotras desea muchos años más para seguir anunciando el Reino.

Su testimonio de vida es para nosotras una motivación constante a vivir la sencillez, la bondad y la cercanía a las familias más necesitadas.

El Padre Ricardo Facci manifestó en la homilía, su alegría por ver reunidas a todas las diócesis de Paraguay y la disposición a que nuestra comunidad siga aportando a la tarea evangelizadora.

Animó a las comunidades de Hogares Nuevos a seguir siendo protagonistas de la misión de anunciar la buena noticia del matrimonio y la familia; y recordó que los Consagrados estamos para apoyar y alentar; pero no para reemplazar a los laicos, por ello es necesario ser una verdadera familia en constante movimiento, complementando nuestros dones.

Recalcó, además, que nuestra presencia ha beneficiado también a la parroquia San Blas, en la cual nos hemos insertado para llevar el amor de Dios a quienes más lo necesitan.

Finalizó pidiendo que como signo de acción de gracias a Dios le regalemos muchas vocaciones para la Iglesia, rezando y promoviendo entre los jóvenes la opción de servir a los demás con un corazón generoso.

El jueves 17 de octubre, nos recibió en el obispado, Monseñor Celestino Ocampo, donde hubo no sólo un intercambio de experiencias, sino también el agradecimiento del Obispo por la generosidad de parte de la Obra de conceder a la diócesis de Carapeguá la presencia de consagradas dedicadas a la vida pastoral, misioneras que buscan llegar a todos los fieles.

Por su parte, Padre Ricardo Facci, expresó que “estamos dispuestos a continuar con el trabajo misionero”. La reunión se dio en un ambiente de alegría por ser colaboradores en la bella tarea de guiar al Pueblo de Dios hacia Cristo.

La última actividad programada se llevó a cabo por la noche del jueves 17, una reunión conjunta entre la Comisión Nacional y la Fundación Hogares Nuevos con el fin de ir dándole forma a los proyectos de construcción en los terrenos de La Colmena y Nueva Colombia, una meta que será posible con el esfuerzo y el trabajo de todos.

Además, se empezó a planificar también la celebración del 25° Aniversario de Hogares Nuevos en Paraguay en agosto del año 2020.

Damos gracias al Señor por la misión que llevamos a cabo en tierras paraguayas, por la generosidad de todos los matrimonios e hijos de Hogares Nuevos, la cercanía de los Sacerdotes del Sagrado Corazón de Jesús de Betharram y los fieles de la Parroquia San Blas quienes contribuyen para que seamos generadores de familias felices, jóvenes sanos y niños que conocen a Jesús desde su sencillez y espontaneidad.

Compartimos con todos algunas imágenes de esta semana bendecida y una vez más renovamos nuestro compromiso de ser Misioneras de la Familia hasta la esquina o hasta el confín de la tierra.

Hermanas: Silvia Valdiviezo, Claudia Morales y Noelia Saldivar. Comunidad “Sagrada Familia de Nazaret”, Paraguay

 



Material de descarga





Compartir: